Make your own free website on Tripod.com

"UN BELLO AMANECER"

Home
Unidos en Ayuno y Oración
Testimonio de la hermana Soo
¿Porque hay tantas religiones?
"UN BELLO AMANECER"
USTED Y SU IGLESIA MILITANTE
Medicina Natural
"El pacto de Dios con su pueblo"
El trigo y la cizaña
EL FUTURO DE LA IGLESIA MILITANTE
Page Six Title
Page Seven Title
emty

CRISTO VIENE PREPARATE

belloamanecer1.jpg

"Y limpiará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y la muerte no será más; y no habrá más llanto, ni clamor, ni dolor, porque las primeras cosas son pasadas." Apoc. 21:4.

 

"En el hogar de los redimidos no habrá más lágrimas, ni cortejos fúnebres, ni manifestaciones de duelo. 'No dirá el morador: Estoy enfermo; el pueblo que morare en ella será absuelto de pecado' (Isa. 33: 24). 

 

Una rica corriente de felicidad fluirá y se profundizará a medida que transcurra la eternidad.

 

   Que hermoso será ese día cuando estemos en el reino de los cielos con nuestros seres queridos y todos los redimidos. Todo los problemas de esta vida perecerán, todo quedara en el olvido.

 

Dialoguemos un poco del proceso establecido en la Palabra de Dios para que los redimidos puedan heredar el reino de los cielos.

Veamos una de las promesas de Jesús.

belloamanecer2.jpg

"El prometió volver por segunda vez"

 

   "No se turbe vuestro corazón. Pues creéis en Dios, creed también en mí. En la casa de mi Padre hay muchas mansiones; que si no fuese así, os lo hubiera yo dicho. Yo voy a preparar lugar para vosotros. Y cuando haya ido, y os haya preparado lugar, vendré otra vez, y os llevaré conmigo, para que donde yo estoy, estéis también vosotros". Juan 14: 1 - 3. (Versión: Félix Torres Amat)

 

  Han pasado más de mil ochocientos años desde que el Salvador dio la promesa de su venida. A través de los siglos sus palabras han llenado de ánimo el corazón de sus fieles. Aunque la promesa de su venida todavía no se ha cumplido no por eso es menos segura, a su tiempo se cumplirá.

belloamanecer3.jpg

Una de las verdades más solemnes y más gloriosas que revela la Biblia, es la de la segunda venida de Cristo para completar la gran obra de la redención. 

   Al pueblo peregrino de Dios, que por tanto tiempo hubo de morar "en región y sombra de muerte", le es dada una valiosa esperanza inspiradora de alegría en la promesa de la venida de Aquel que es "la resurrección y la vida" para hacer "volver al hogar a sus hijos exiliados". 

     La doctrina del segundo advenimiento es verdaderamente la nota tónica de las Sagradas Escrituras. Desde el día en que la primera pareja se alejara apesadumbrada del Edén, los hijos de la fe han esperado la venida del Prometido que había de aniquilar el poder destructor de Satanás y volverlos a llevar al paraíso perdido.

belloamanecer4.jpg

¿Cómo vendrá  el Señor por segunda vez?

Cuando Jesús fue levantado de entre los discípulos después de su resurrección dos ángeles le dijeron:   Varones galileos, ¿por qué estáis mirando al cielo? Este mismo Jesús, que ha sido tomado de vosotros al cielo, así vendrá como le habéis visto ir al cielo"  Hechos 1: 9 - 11.

 

 "¡He aquí que viene con las nubes, y todo ojo le verá!" (Apocalipsis 1: 7, Hechos 1: 11; 1 Tesalonicenses 4: 16)

¿Que sucederá con los  muertos y los vivos en  su venida?

 

   "Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. Luego  nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor" 1Tes. 4: 16, 17.

 

Los justos muertos aún no han sido arrebatados con los santos vivos para encontrarse con su Señor en el aire. Pero se aproxima el tiempo en que las palabras pronunciadas por el apóstol Pablo se cumplirán.

belloamanecer5.jpg

Cuando él venga los justos muertos resucitarán,

y los vivos serán transformados.

 

"No todos dormiremos, mas todos seremos mudados, en un momento, en un abrir de ojos, al sonar la última trompeta: porque sonará la trompeta, y los muertos en Cristo resucitarán incorruptibles, y nosotros seremos mudados. Porque es necesario que este cuerpo corruptible se revista de incorrupción, y que este cuerpo mortal se revista de inmortalidad" (1 Cor. 15: 51-53. 

 

Quienes han descendido a la tumba todavía no han exclamado: "¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? ¿Dónde, oh sepulcro, tu victoria?" 1 Cor. 15: 55

 

    Los redimidos  no pueden entrar en el reino de los cielos antes que se produzca el segundo advenimiento de Cristo. Cuando él venga los muertos en Cristo resucitarán incorruptibles, y los vivos serán  transformados. Este gran cambio los preparará para recibir el reino.

  

   Muchos creen que en el momento de su muerte su espíritu heredara el reino de los cielos.  En ningún lugar de la Biblia dice que cuando alguien muere el espíritu hereda el reino de los cielos. Solo los justos lo heredaran y esto será en su segunda venida, cuando sus cuerpos sean transformados semejante al de Cristo, no antes.

 

  "Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también  esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo;  el cual transformará el cuerpo de la humillación nuestra, para que sea semejante al cuerpo de la gloria suya..." Filipenses 3: 20, 21.

  

  La gran mayoría de los lideres religiosos enseñan que cuando uno muere va morar con el Señor en el  cielo. Cada vez que asisto a un funeral sus líderes religiosos dicen: Nuestro hermano descansa ante la presencia del Señor y esta disfrutando de todas las cosas hermosas que Dios tiene para sus hijos. Luego dicen: Hermanos, consolaos porque según la promesa del Señor, nuestro hermano se levantara en el día de la resurrección según nos dice el Señor en 1Tesalonicenses 4: 16, 17.

 

 ¿Dónde están los muertos,  en el cielo o en el sepulcro? Si están en el cielo, ¿cómo van a resucitar de entre los muertos?

 

¿Que sucede después de la muerte?   Si desea saber la respuesta a esta pregunta según la Palabra de Dios comuníquese con nosotros a la direcciónque aparece al final.

 

Todos seremos juzgados en el día establecido por Dios.

 

   Todos serán juzgados de acuerdo a lo escrito en los libros y recompensados según hayan sido sus obras. Este juicio no se verifica en el momento de la muerte.

  

 "Por cuanto ha establecido un día, en el cual ha de juzgar al mundo con justicia, por aquel varón al cual determinó; dando fe a todos con haberle levantado de los muertos." (Hechos 17: 31.)

 

 Antes de entrar en la mansión de los bienaventurados, todos deben ser examinados respecto a su vida; su carácter y sus actos deben ser revisados por Dios.

belloamanecer6.jpg

¿Que medios usara Dios para juzgar al hombre?

 

"La conclusión de todo el discurso oído es ésta: Teme a Dios y guarda sus mandamientos, pues esto es el todo del hombre. Porque Dios traerá a juicio toda acción junto con todo lo escondido, sea bueno o sea malo. Eclesiastés 12:13, 14.

 

  "Así hablad pues, y así obrad, como hombres que van a ser juzgados por la ley de libertad" Santiago 2: 12. "Mas el que mira atentamente en la perfecta ley, la de la libertad, y persevera en ella, no siendo oidor olvidadizo, sino hacedor de la obra, éste será bienaventurado en lo que hace. Santiago 1:25.

belloamanecer7.jpg

Todos seremos juzgados por la ley de Dios. Luego de esto el Señor les dirá a los redimidos: "Venid, benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros desde la fundación del mundo"  (Mat. 25: 34).

belloamanecer8.jpg

   Entonces vi un cielo nuevo y una tierra nueva, porque el primer cielo y la primera tierra habían desaparecido, y el mar ya no existía más. Apoc. 21:1

belloamanecer9.jpg

El fuego que consume a los malvados purifica la tierra. Todo rasgo de maldición desaparece.  Ningún infierno eterno mostrará a los redimidos las terribles consecuencias del pecado.  Sólo queda un recuerdo: nuestro Redentor llevará siempre las marcas de su crucifixión.  En su frente herida, sus manos y sus pies, se encuentran los únicos vestigios de la cruel obra que el pecado realizó.

 

El coro de un himno dice: "Esperando, esperando otra vida sin dolor y la grata bienvenida de Jesús mi amante salvador."  Acepta a Cristo como tu salvador y espera su venida para otra vida sin dolor. 

 

Visite la iglesia Adventista del Séptimo Día más cercana a Usted.

       

Email address:

Enter subhead content here

Enter content here

Enter supporting content here